jueves, 17 de septiembre de 2009

3 meses sin Fernando Peña y sus criaturas

- Hacer click en la imagen para ver a tamaño real -


Fernando fue un actor de teatro, cine, televisión y - además - conductor de radio. Si bien nació en Uruguay, se había nacionalizado argentino, lugar al que su familia se desplazó desde que él era queño. Tenía la lengua muy afilada, su mente era rapidísima, era un tipo hábil, de un humor ácido - casi recalcitrante - ó, como los españoles dirían, " un tío borde".

Probablemente no se equivocasen; su vida personal fue - por momentos - tan bizarra como pudo serlo su faceta profesional. Era brillante, desenfadado, complejo, contradictorio, gay asumidísimo que gustaba de jugar con las limitaciones mentales ajenas... un tipo que muchas veces actuaba como si estuviese más allá del bien y del mal.

La verdad es que a Fernando no le importaban mucho la etiqueta ni las buenas costumbres aunque las conocía a la perfección, hacía mucho se había desheredado de todas las cosas que le sonasen - aunque fuera vagamente - a hipocresía. Se divertía yendo al límite en casi todo lo que hacía y - probablemente durante mucho tiempo - vivió de la misma manera.

No sabía mucho/no le importaba mucho sobre el tema "cuidarse" - era HIV positivo - sufrió un linfoma renal y luego tuvo un cáncer de hígado; por eso tenía un ama de llaves que era la única persona a la que le podía hacer caso en algunas cosas y que de cierta forma le contenía. Tenía mucho de enfant terrible, lobo estepario y de genio - loco perdido.

Con Fernando y sus personalidades (la de sus personajes radiales y las de su vida personal) podían suceder dos cosas:

A) Te caía fatal - hay quienes decían odiarlo asérrimamente - ó
B) Te caía genial.

Particularmente me caía genial. Me ha provocado algunas de las risas más francas e imparables que he tenido, muchas veces por lo "anti-todo" de sus decires. También me ha dejado pensando sobre algunas cosas, me ha alegrado y preocupado (sobre su estado) y desde hace 3 meses, lo he extrañado.

Fernando, el puto lindo - como le gustaba que le dijesen - murió de cáncer de hígado el 17 de junio pasado. Luchó todo lo que pudo, se portaba bien y quería ganarle otra vez a la adversidad.

Una de las cosas que más ilusión me hacía - de mi próxima llegada a Buenos Aires - era la idea de poder volver a escucharle alguna mañana en la radio, como hacía antes y la verdad es que va a ser raro no poder disfrutarlo - de esa forma - nunca más. Por suerte, hace unos años decidí grabar algunos cassettes de sus programas, tan geniales y grotescos como sólo él podía llegar a ser. Hoy me parecen oro en polvo y serán uno de los tesoros que me traiga - definitivamente - de Argentina.

Él nos deja en la memoria muchos personajes a los que - todos los que le escuchábamos - aprendimos a querer: Martín Reboira Lynch (un niño bien de San Isidro - donde hay una zona de gente de excelente pasar económico - con un hablar muy característico); Roberto Flores (el gay); La Mega (la encuestadora telefónica); Milagros López (la cubana), Rubén Ramón Sixto Alegre (Palito) el chico humilde y poco educado; Ramón Orestes Porelorti (el político corrupto) por nombrar sólo a algunos.


El día en que murió no pude subir un post hablando de él, por eso, hoy lo hago.



Chau, Fernando... nos vemos, ¡Puto lindo!.


Estés donde estés, ojalá ahora, te encuentres bien.



E-migrad@



7 comentarios:

Graciela dijo...

hace tres meses ya??? mi dolor, sabrá de toda la gente que lo queríamos...me produce angustia saber que no está, lo quiero así como es
Besitos Emi

E-migrad@ dijo...

Sí Grace, ya pasaron 3 meses...

Curioso,no?. Parece que fue ayer cuando podíamos encontrarlo en el dial de las mañanas con sus cosas y lo impredecible de cada día.

Seguramente - de existir otro lugar en donde él pudiera ver lo que pasa acá - nos diría de todo por echarle de menos, luego se cag... de la risa y seguiría haciendo la suya, como siempre.

Sin embargo, calculo que por un buen tiempo se le seguirá echando bastante de menos.



Besos para vos también, E-migrad@

Anónimo dijo...

Gracias por este recordatorio. Fer, te amamos y extranamos mucho!!
Vero

Anónimo dijo...

te extraño muchisimoooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

E-migrad@ dijo...

Hola Vero

No hay nada que agradecer. Fer se lo merece. Bienvenida a Migraciones internas y pasá cuando quieras.

Buen finde, E-migrad@

E-migrad@ dijo...

Hola Anónimo, bienvenid@.

Tenés razón, se le extraña bastante.

¿Te acordás de las llamadas que improvisaba al aire?. Hubo algunas de antología, jejeje.

También recuerdo el programa que tuvo un tiempo en canal 7, más allá de lo raro que pudiere parecer para los que no estaban acostumbrados a alguien como Fer, tenía textos muy buenos.


Buen finde para vos también, nos vemos


E-migrad@

Anónimo dijo...

Hola Gente,
Escribí un cuento que trata de un jovencísimo Fernando que viaja de Canelones a Buenos Aires en busca de su mantón de Manila. En el camino se cruza con todas sus criaturas: Milagros, Sabino, Palito, Rober, la Mega, etc...! Es revivir un poco sus personjes y su humor. Espero que les guste. Pueden meterse en el grupo de Facebook "El cuento de Fernando Peña y sus criaturas" o bajar el pdf directamente de
http://rapidshare.com/files/284096977/El_tragic__mico_viaje_de_Fernando.pdf
http://www.megaupload.com/?d=E0YW2PHR
Lo empecé a escribir dos meses antes de que muera y lo terminé dos meses después, así que la pregunta es ¿a Fernando le hubiera gustado? Esa espina la voy a tener toda la vida...

Publicar un comentario

 
Ir Arriba